Se desarma el GEN y se divide entre Cambiemos y el peronismo alternativo

El espacio que lidera Margarita Stolbizer está sufriendo una nueva fractura y sus dirigentes buscan sumarse al oficialismo, mientras que la exdiputada aún no define su acercamiento definitivo con el peronismo anti k.

Las sucesivas derrotas y el fracaso en la política de alianza parece haber agotado el capital político de Margarita Stolbizer, que está sufriendo una nueva sangría de dirigentes hacia otros espacios, mientras ella misma se debate entre sumarse a la opción del peronismo no kirchnerista o volver a explorar el camino de una alianza progresista reeditando el acuerdo con el socialismo y una parte de la Unión Cívica Radical.

Vale recordar que la primera fuga de dirigentes de primera línea se produjo tras las elecciones de 2015, cuando utilizando como argumento el "respeto a nuestros votantes que optaron por el Cambio", Gerardo Milman y los hermanos Sergio y Abel Buil se acercaron al oficialismo, intentando incluso convencer a Stolbizer de que ese era el camino que debía seguir.

Es verdad que la exdiputada nacional tuvo algunos coqueteos con Macri y luego con María Eugenia Vidal y desde a provincia incluso la postularon como una posible integrante de la Corte Suprema de Justicia, pero finalmente el GEN se sumó a la alianza UNA junto con el Frente Renovador, lo que terminó en una verdadera debacle electoral que dejó a los margaritos sin representantes en la Legislatura.

Muchos dirigentes comenzaron entonces a profundizar sus contactos con otros espacios para intentar retener parte de su poder territorial y llegar con chances a las elecciones del año que viene. Es el caso de Omar Duclós, exintendente de Azul que ahora aspira a derrotar a Hernán Bertellyz, pero como candidato de Cambiemos en su distrito.

Para eso ya cuenta con el apoyo de un sector importante de la UCR, la Coalición Cívica, por supuesto los dirigentes del GEN a nivel local y algunos espacios vecinalistas que podrían aportar sus sellos partidarios si finalmente el oficialismo no lo habilita a competir. En cualquier caso, Stolbizer pierde, quizás, al único de los referentes de su espacio con chances de ganar una elección municipal, y que es además referente de la séptima sección electoral, lo que podría generar un efecto dominó en el resto de los distritos.

El otro polo de atracción para los margaritos es el Peronismo Federal, que tiene avanzadas las negociaciones con el socialismo santafesino. Eso permitiría allanar el terreno para acuerdos con sectores progresistas históricamente enfrentados al PJ, entre los que se encuentra el espacio que todavía lidera Stolbizer.

En ese sentido, sorprendió la presencia de Gastón Crespo, concejal platense del GEN, en el almuerzo que el gobernador de Salta, Juan Manuel Urtubey, compartió con algunos dirigentes de la ciudad de las diagonales, lo que refuerza la idea de que Stolbizer terminará abrevando en ese espacio, seguramente de la mano de sus exsocios del Frente Renovador.  

La duda es el posicionamiento final que tendrá la exdiputada, que en las últimas semanas si bien no rechazó un acercamiento a algún sector de peronismo, se mostró mas favorable a una reedición del Frente Amplio Progresista. 

San Martín móvil