Imputaron a Macri, Aranguren e Iguacel por la venta de centrales termoeléctricas

A raíz de una denuncia del FPV, la Justicia federal abrió una investigación contra el presidente y los exministros de Energía por el intento de privatizar a precio vil las

La Justicia federal abrió una investigación contra el presidente Mauricio Macri y contra los exministros de Energía Juan José Aranguren y Javier Iguacel, por el intento de privatizar a precio vil las centrales termoeléctricas Ensenada de Barragán y Brigadier López. 

La denuncia fue presentada en noviembre pasado por los diputados nacionales del Frente para La Victoria Rodolfo Tailhade, María Emilia Soria, María Fernanda Vallejos y Adrián Grana, quienes se preguntaron en aquella oportunidad “¿cómo puede admitirse que el Estado Argentino enajene activos públicos estratégicos por casi 267 -Barragán- y 110 -Brigadier López- millones de dólares menos de lo que valían en 2012?”.

Por otra parte, los denunciantes advirtieron que “en el proceso licitatorio ocurrieron numerosas irregularidades, como que Iecsa -que junto a Isolux había ganado la licitación para la construcción de las centrales- dejó sin terminar las obras y fue indemnizada con 1600 millones de pesos por el Estado durante la actual presidencia de Mauricio Macri”.

La causa está a cargo del juez Daniel Rafecas e investiga el fiscal Gerardo Pollicita, quienes además están investigando al presidente de Ieasa -la ex Enarsa-, Mario Dell Aqua; el director ejecutivo y gerente de termoeléctricas de Ieasa, Alberto Raúl Brusco; el gerente de control de proyectos de Ieasa, Adolfo Marcelo Piccinini; el expresidente de Enarsa, Hugo Balboa; y el empresario Ángelo Calcaterra, dueño de Iecsa, histórica empresa del Grupo Macri.

En tanto, este lunes se conoció que las empresas que preclasificaron en las licitaciones: Central Puerto, fue la única sociedad admitida para la usina Brigadier López; mientras que por Ensenada de Barragán preclasificaron YPF y la misma Central Puerto.

Diarios Argentinos móvil