Espionaje: el exsecretario de Macri en la mira de la Justicia

El juez Federico Villena ordenó el allanamiento del domicilio de Darío Nieto, hombre de extrema confianza del expresidente. Está apuntado por ser quien recibía los informes de seguimiento de manos de Susana Martinengo.

La causa por el espionaje ilegal durante el Gobierno de Cambiemos sigue avanzando. Ahora, quien está en la mira de la Justicia es Dario Nieto, exsecretario privado de Mauricio Macri. Los investigadores sostienen que era quien recibía los informes de manos de la exdirectora de documentación presidencial Susana Martinengo, la otra funcionaria que es sindicada como una pieza clave en la conexión con los agentes de la AFI.

Por ese motivo, el juez de Lomas de Zamora, Federico Villena ordenó el allanamiento a su domicilio, ubicado sobre la calle Guatemala al 4700, en el barrio porteño de Palermo. Durante el procedimiento llevado a cabo en la tarde de ayer se ordenaron la requisa y secuestro de agendas y teléfonos de Nieto, entre otros elementos.

Villena investiga una organización integrada por miembros de distintas agencias de seguridad –la AFI, Policía de la Ciudad de Buenos Aires y el Servicio Penitenciario Federal– que junto a abogados y funcionarios de otros poderes del Estado, durante el Gobierno de Cambiemos llevaron adelante operativos de espionaje y escuchas violatorias de la ley. Una parte de esa asociación ilícita se dedicaba a seguir de cerca a representantes políticos o periodistas.

Según reconstruyeron los investigadores, Susana Martinengo era quien recibía informes de los seguimientos y se los entregaba a Nieto. Martinengo apareció en la causa luego de que la querella de Cristina Kirchner aportara registros públicos de la Casa Rosada que comprobarían que recibió a agentes de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI) en su oficina.

Nieto fue secretario privado del expresidente Mauricio Macri durante toda su gestión (2015-2019). En el entorno presidencial lo apodaban "la sombra" porque era quien seguía al mandatario a todas partes. A principios de 2017, fue designado por decreto como Coordinador General de Asuntos Presidenciales de la Secretaría General de la Presidencia de la Nación.




Su relación con los dirigentes del PRO

Se trata de un joven de 35 años, politólogo de la UBA. Durante su paso por la universidad se convirtió en uno de los militantes  principales de la juventud del PRO.

Conoce a Macri desde su trabajo en el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, donde empezó a acompañarlo por recomendación de Marcos Peña. Sus inicios en la política fueron como asesor ad-honorem del legislador porteño Jorge Sanmartino, del riñón de Ricardo López Murphy.



Más tarde trabajó en el Consejo de los Derechos del Niño porteño y luego estuvo junto al legislador porteño Francisco Quintana. También se desempeñó en las campañas a gobernador del exfutbolista Carlos Mac Allister en La Pampa, de Oscar Aguad en Córdoba y también estuvo cerca de Gabriela Michetti durante el proceso electoral del 2015.



Diarios Argentinos móvil