El plan de Melconian para superar la crisis: crear una coronamoneda

El economista sostuvo que la coronamoneda funcionaría como "un amortiguador inflacionario". Además, sostuvo que el ministro Guzmán "fracasó" en la renegociación de la deuda.

El economista Carlos Melconian sugirió este sábado crear una “coronamoneda” para paliar el proceso de inflación y pérdida de valor del peso que se espera en los próximos meses, a raíz de las consecuencias que produce la pandemia del coronavirus.

El expresidente del Banco Nación en la gestión del ex presidente Mauricio Macri dijo, en declaraciones radiales: “Cuando te tengo que pagar 100, te digo ‘tomá 80 pesos y 20 en coronamonedas’. La coronamoneda es un amortiguador inflacionario”.

En su lectura, Melconian consideró que la inflación se acelerará prontamente por la alta emisión actual para hacer frente a la emergencia sanitaria. Si no hay rápidas medidas, “el billete de 5.000 ya va a nacer devaluado, porque va a venir la inflación a cuenta a comérselo”, sostuvo.

Según explicó, la diferencia con los patacones de los 2000 es que en aquel momento se emitieron porque “no tenías metálico”. “Esto es diferente: tengo que emitir 3 billones, que van a causar inflación, la inflación me va a comer al peso y un tercio de lo que tengo que emitir lo hago en coronamoneda. A la coronamoneda hay que darle un valor que con el tiempo se licúa, se extingue. Y si hay algún problema inflacionario la coronamoneda es un amortiguador de X puntos de inflación en el futuro. No es bono, ni paga intereses; se licúa contra el peso”, completó.

Consultado sobre sí podría haber un fenómeno de “hiperinflación”, respondió: “A secas hoy no. Sí hay una enorme probabilidad, dependiendo de la política económica a futuro”.

En tanto, sobre la deuda y el impago en el que la Argentina ingresó desde este viernes Melconian cuestionó la estrategia de Martín Guzmán, a la que describió como un “paper”. “La lucecita que hay por delante es que el Gobierno no pagó pero va a arreglar. Supongo que si existe la responsabilidad de mirar para adelante y uno quiere ser presidente, el otro ministro, y van a los votos, y es el sueño de su vida, y toda esa sanata generalizada es correcta, arreglarán. No hay ningún camino que te deje bien no arreglando”, comentó.

“Este ministro (por Guzmán) fue con una cosa ilógica, fue rechazado y fracasó y ahora se hará cargo la política. Del otro lado dirán ‘este es lo que queremos y este es el paper que presentó el ministro con Stiglitz’ (que hace tiempo está en otro canal)”, concluyó el economista.

Diarios Argentinos móvil