Denuncian nuevamente a Triaca por irregularidades en un gremio intervenido

Es por el presunto desvío de fondos en la Unión del Personal de Seguridad de la República Argentina (Upsra). Lo acusan de no realizar los aportes de seguro de vida de los trabajadores.

El secretario de Trabajo, Jorge Triaca, vuelve estar en el centro de la polémica. Luego del escándalo del Sindicato de Obreros Marítimos Unidos (SOMU), ahora fue denunciado por el presunto desvío de fondos en la Unión del Personal de Seguridad de la República Argentina (UPSRA), un sindicato que también se encuentra intervenido por el Gobierno. 

En la presentación, se acusa al funcionario de extorsión, cohecho y enriquecimiento ilícito. Es por supuestas irregularidades en los seguros de vida de los trabajadores y la facturación a una empresa contratada para brindar los servicios de limpieza y seguridad en el gremio, que reúne a 15.000 afiliados, entre vigiladores, "patovicas" y policías exonerados. 

La denuncia habla del desvío de unos $15 millones mensuales, desde abril de 2017, correspondientes a los aportes de seguro de vida de los trabajadores que no habrían sido realizados por la entidad intervenida por orden político-judicial desde 2016. Según sostienen, esos montos habrían sido dirigidos a cuentas de empresas vinculadas a personas cercanas a Triaca a través de empresas tercerizadas que prestaban servicios en el sindicato. 

Además del secretario de Trabajo, se encuentran involucrados en la acusación a Sergio Borsalino, cuñado de Triaca y exasesor de la cartera; Adrián Corti, chofer e integrante el plantel de seguridad del funcionario; Patricio Lombilla, el delegado normalizador en UPSRA nombrado por el funcionario; y Patricio Castro, afiliado del gremio y amigo de la infancia de Triaca, a quien postulaba para ser secretario.

Al igual que con el Somu, denuncian que Triaca, con la intervención, desembarcó en el UPSRA junto a familiares y allegados y "se repartieron los negocios". El modus operandi, aseguran, consiste en la contratación de empresas de servicios ligadas a personas cercanas al funcionario que son contratadas por los sindicatos intervenidos. 

El denunciante es Cristian Raúl Felice, un empresario que habría brindado servicios de limpieza y seguridad en el gremio a través de dos firmas: Advance AG SRL y Security AG. Como prueba, Felice entregó a la Justicia un video en su oficina en el que se ve a Corti, chofer de Triaca, entregar una bolsa con billetes a Castro. 

La denuncia recayó en el juzgado federal de Daniel Rafecas. El fiscal Gerardo Pollicita ya pidió la incompetencia y la investigación podría pasar al fuero Criminal y Correccional. 

Al igual que con el Somu, denuncian que Triaca, con la intervención, desembarcó en el UPSRA junto a familiares y allegados y "se repartieron los negocios". El modus operandi, aseguran, consiste en la contratación de empresas de servicios ligadas a personas cercanas al funcionario que son contratadas por los gremios intervenidos.

Diarios Argentinos