Bertone denunció que hay una “persecución” a la industria fueguina

“Voy a firmar una adenda y me desayuno con un decreto como este, me siento traicionada en la buena fe”, sostuvo en relación a la norma del Gobierno nacional que eliminó aranceles para bienes tecnológicos.

La gobernadora de Tierra del Fuego, Rosana Bertone, denunció ayer que existe una persecución por parte del Gobierno nacional hacia la industria fueguina al referirse al decreto 864/18, que reduce a cero el arancel de insumos para la producción de bienes tecnológicos. “Voy a firmar una adenda y me desayuno con un decreto como este, me siento traicionada en la buena fe”, sostuvo.

Bertone, en declaraciones a FM Millenium, se refirió a la adenda al pacto fiscal que firmaron los gobernadores con la Nación en el marco de la negociación por el presupuesto 2019 y al respecto cuestionó: “Uno firma una cosa y al otro día se entera, como me enteré, del decreto 864 que nuevamente modifica el régimen para el ingreso de productos. Venimos con una persecución a la industria electrónica y ahora, con este decreto, nos afectan la fabricación de partes de televisores en alrededor de 40 posiciones arancelarias”.

"Venimos con una persecución a la industria electrónica y ahora, con este decreto, nos afectan la fabricación de partes de televisores en alrededor de 40 posiciones arancelarias".

“No entiendo por qué, aun tratando de mantener una relación institucional normal con un gobierno que no es de mi signo político, todos los días hay una afectación para la provincia de Tierra del Fuego”, reclamó la mandataria fueguina.

Al ser consultada por la posibilidad de que la medida se retrotraiga, la gobernadora respondió: “Lo está conversando el ministro de Industria (fueguino, Ramiro Caballero) con el ministro (de Industria nacional, Dante) Sica, pero un ‘error’ de 40 posiciones arancelarias ya no parece un error”. “A uno se le puede pasar en un listado inmenso una, dos posiciones. Es difícil cambiar posiciones arancelarias por decreto, pero es difícil cuando se dan este tipo de situaciones”, agregó.

“Una quiere aportar a la gobernabilidad de la Argentina, quiero que las cosas mejoren, que al país le vaya bien, pero también necesito que mi provincia, que por más que sea una isla es parte de la Argentina, sea escuchada”, señaló Bertone, quien remarcó: “Soy una gobernadora responsable, al principio de la gestión solicitamos ayuda al Gobierno nacional para el pago de los sueldos, pero desde el mes de noviembre del año pasado que nosotros no solicitamos ningún tipo de asistencia financiera. Hice todos los deberes”.

“Una quiere aportar a la gobernabilidad de la Argentina, quiero que las cosas mejoren, que al país le vaya bien, pero también necesito que mi provincia, que por más que sea una isla es parte de la Argentina, sea escuchada”.

“La Patagonia es una región muy rica que pude ayudar a mejorar los ingresos de otras zonas del país, pero es difícil si permanentemente tomamos medidas que afectan, como en este caso, la industria de Tierra de Fuego. Entiendo que esta industria no es querida por el resto del país, pero es la que yo tengo”, precisó la mandataria provincial.


Diarios Argentinos