“Batman Day”: El Murciélago Como Ideal

Durante este fin de semana OVNI PRESS (editorial responsable de publicar en Argentina los títulos de DC Comics), en coordinación con cientos de tiendas especializadas en historietas a lo largo y ancho del país, celebraron el “BATMAN DAY”.


Durante este fin de semana OVNI PRESS (editorial responsable de publicar en Argentina los títulos de DC Comics), en coordinación con cientos de tiendas especializadas en historietas a lo largo y ancho del país, celebraron el “BATMAN DAY”.

Fueron tres días en los cuales devotos fanáticos del héroe de Gotham asistieron a sus tiendas favoritas para celebrar al mejor detective del mundo, cabe aclarar, teniendo en cuenta y cumpliendo con todos los protocolos sanitarios establecidos. 

En su mayoría, las comiquerías poseían un gran entusiasmo debido a la cantidad de preventas, reservas y proyecciones de ventas estimadas. Si bien el fenómeno es nacional, en Capital Federal y Gran Buenos Aires gozan de una periodicidad en la entrega que contrasta con las quejas constantes por parte de comerciantes del interior hacia con la editorial debido a plazos de entrega de los productos y accesorios para la festividad.

Para aquellos que son ajenos a la historia del mítico héroe, entremos en contexto. En marzo del año 1939, Bob Kane y Bill Finger crearon a Batman, siendo su primera aparición en Detective Comics N°27. Esta creación contaba con la premisa clara de dar vida a  un personaje que replicara el éxito en ventas y popularidad de Superman, quien por esos años rompía todo tipo de pronósticos de popularidad. 

Luego de un período de prueba y error, aún sin tener noción que estaban ante una creación que cambiaría la historia de la cultura popular tal como la conocían en ese entonces, Kane y Finger dieron vida a  Batman. 

La premisa trataba sobre un multimillonario quien en su niñez había sido testigo del asesinato de sus padres, y que a partir de ese trágico hecho juró luchar contra la delincuencia de Gotham. Para lograrlo, entrenó su cuerpo y mente  hasta el límite de lo humano, aprendiendo durante el proceso todo tipo de artes marciales, y convirtiéndose en un erudito de todas las áreas y campos posibles. 

Este nuevo personaje se transformaría en el héroe más popular de todos los tiempos, incluso superando a Superman en todo ámbito, tanto en adaptaciones a la pantalla chica, grande, videojuegos, merchandising como en las ventas de cómics, llegando a tener mínimo cuatro series mensuales en los `90s (“Batman”, “Detective Comics”, “Legends of The Dark Knight” y “Shadown Of The Bat”), sin contar con las series de personajes secundarios como Catwoman, Azrael, Robin o Nightwing.

Desde aquel lejano marzo del ´39 hasta el corriente mes de septiembre han pasado ochenta y un años. En todo este tiempo, Batman ha sufrido muchas reinterpretaciones producto de una larga y espectacular lista de guionistas que trabajaron con el personaje. Genios de la talla de Neal Adams, Dennis O´Neil, Norm Breyfogle, Alan Moore, Grant Morrison, Darwyn Cooke o Tom King, entre otros.

En resumidas cuentas, el murciélago es el personaje que mejores guionistas ha tenido en su historia. Héroes de peso como el mencionado Superman, Spiderman, X-Men o Los Vengadores no han conseguido tener en su plantilla tantos buenos guionistas por un período tan largo de tiempo. 

Quizás solo John Constantine (“Hellblazer”), en sus trescientos números publicados en la línea Vértigo, es el único que sea cerca al murciélago en lo que respecta a maestría de guionistas.

Con el correr de sus historias, nuestro vigilante protector vivió muchos momentos clave en su carrera como justiciero, desde que se publicara su primera aventura en “El Caso Del Sindicato Químico” hasta llegar a la actualidad en donde se están publicando historias como “Batman: Tres Jokers”, escrita por Geoff Johns y dibujada por Jason Fabok.

De tantas historias de peso voy a rescatar los tres momentos más impactantes, determinantes para encontrarle la vuelta de tuerca al personaje:

El primero, de manera cronológica, es el inicio en “Batman: Año Uno” de Frank Miller y David Mazzucchelli. Aquí es donde todo empieza. Entenderemos la psicología del joven Bruce Wayne y el significado del murciélago en su vida y nacimiento como héroe.

El segundo hecho fue la macabra muerte de Jason Todd, el segundo Robin, a manos del Joker en la aclamada “Una muerte en la familia” de Jim Starlin en el guión y Jim Aparo como responsable del dibujo. Sin dudas fue un antes y después para el personaje. 

Ubicamos el tercer “antes y después” de nuestro protagonista en “Knightfall” de Doug Moench y Jim Aparo (nuevamente), entre otros artistas que participaron de este arco. Aquí Bane, ejecuta un milimétrico plan para agotar a Batman provocando una fuga masiva de criminales y villanos en el Asilo Arkham; para luego así tenderle una trampa a un exhausto Bruce Wayne. El plan culminaría en una lucha desigual con el corpulento villano, quien rompe la columna al héroe, provocando el retiro involuntario de este a su cruzada y depositándolo en una silla de ruedas por mucho tiempo.

Quiero nombrar también otras obras del personaje que son de mi agrado, tales como: “El Largo Halloween” y su secuela “Victoria Oscura”, ambas de Jeph Loeb y Tim Sale; “La Broma Asesina”, obra escrita por Alan Moore y dibujada por Brian Bolland (alabada por los críticos y un éxito en ventas) que profundiza la eterna enemistad entre Batman y el Joker; “Veneno”, una historia excelentemente escrita por el fallecido Dennis O’Neil; “Batman: Silencio”, una episodio en la vida de Bruce Wayne que juntó a dos leyendas del noveno arte como lo son Jeph Loeb y Jim Lee en el equipo creativo y para culminar tenemos “Caballero Blanco” y su secuela “La Maldición del Caballero Blanco” con Sean Murphy a cargo del guión y dibujo, expresando en cada viñeta su amor por el protagonista.

En adaptaciones cinematográficas, me tomo el atrevimiento de nombrar, a mi parecer, las mejores: “Batman Returns“ (Dir.Tim Burton.1992), “Batman Begins” (Dir. Christopher Nolan. 2005) y su secuela “TheDark Knight” (Dir. Christopher Nolan. 2008) y “Batman v Superman” (Dir. Zack Snyder. 2016).

 Estas películas mencionadas en el párrafo anterior son las que mejor representaron al personaje. Mi gusto hacia ellas no es exclusivamente cinematográfico, sino por el respeto que los directores tienen hacia con el héroe y como cada uno lo trabaja desde un punto de vista diferente, siendo el estilo de Zack Snyder y la actuación de Ben Affleck  mi encarnación favorita.

También espero mucho de “The Batman” (2021), protagonizada por Robert Pattinson y dirigida por Matt Reeves (“Dawn of the Planet of the Apes”. 2014). Esta cinta, aún en rodaje, nos traerá un Batman joven, mucho más detectivesco y noir (como lo supo tan bien escribir Ed Brubaker) y con muchas tendencia a cometer errores debido a su sed de venganza e inexperiencia.

Luego del recorrido histórico, del repaso de las mejores obras del murciélago, sus películas e interpretaciones míticas y venideras reflexiono: 

“¿Quién es Batman?”, “¿Qué es Batman?”, “¿Porqué me gusta tanto?”.

Batman es una persona afectada por el asesinato de sus padres. Es un hombre poseedor de una fuerza de voluntad imparable que lo transformó en un ser humano casi perfecto. Se convirtió en el único mortal capaz de estar a la altura de  los dioses que conforman la  Justice League. Es alguien que siempre tiene un plan para todo. Es un personaje que abraza la oscuridad y el dolor de una pérdida pero que su legado contagia esperanza. Es un símbolo tal y como describió Jim Gordon, encarnado por Gary Oldman, en el final de “The Dark Knight” (Dir. Christopher Nolan. 2008): “…el no es un héroe, es un guardián silencioso… un vigilante protector. Un caballero de la noche”. 

Y por eso mismo Batman es mi personaje favorito ya que no es un superhéroe del montón. Es alguien que se convirtió en algo más que un hombre común, que dedicó su vida a un ideal y que se transformó en una leyenda.  


Sobre el autor: 24 años de edad. Oriundo de Buenos Aires. Lo encuentran reseñando cómics como @FestivoC  y @festivo_comics en Twitter e Instagram, respectivamente. Un multimillonario que se viste de murciélago por las noches le cambió la vida...

Diarios Argentinos